El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

Volver

EL VALOR DE LAS PALABRAS

16/12/2012

Un letrero al lado de un ciego que mendigaba en la calle decía: “Soy ciego, por favor ayúdame”. Una mujer que pasaba cogió el cartel y escribió otra frase y lo dejó en el mismo sitio, pero con la nueva frase visible. Al rato, el ciego recibió varias limosnas. En el letrero se leía: “Hace un día hermoso, pero no lo puedo ver.” Con estas palabras, el impacto en los transeúntes fue mayor. Este es un ejemplo de cómo el poder de las palabras puede cambiar radicalmente nuestro mensaje y su efecto en los demás. Las palabras marcan a las personas para toda una vida. ¿Somos conscientes de su impacto y alcance? ¿Cuántas palabras decimos al día que son negativas o inútiles, sin sentido o vacías de contenido? ¿Cuántas conversaciones son innecesarias? ¿Cuántas de ellas no son más que un darle vueltas a las cosas para finalmente comprobar que no nos llevan a ningún sitio?

Ver el artículo completo


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*